Desde IneditadaS queremos recordar a dos grandes mujeres polacas: Irena Sendler y Marie Curie.

Marie Sklodowska de Curie fue una científica reconocida mundialmente por sus aportes en el campo de la radiactividad.  Todo lo conseguido en ella fue producto de un trabajo perseverante, una dedicación extrema (aun combinando con sus tareas de madre y ama de casa) y una gran humanidad y respeto hacia los objetivos de la ciencia.

Compartimos con ustedes este video y la siguiente nota:

Nada fue sencillo en la vida de Marie Curie: no contaba con un pasar fácil y todas las tareas a las que quería abocarse eran consideradas parte del terreno masculino.  Entre ellas, estudiar en la Sorbona y poder realizar la investigación que luego daría fruto al descubrimiento del Polonio (nombre que decidió utilizar en honor a su país natal) y el Radio.

Ni siquiera la falta de un lugar propicio la hizo decaer en sus objetivos: luego de una complicada búsqueda logró permiso para utilizar un depósito que había en el sótano de la Escuela de Física donde enseñaba Pierre, su marido. La investigación en aquella pequeña habitación no era nada fácil: el ambiente no ayudaba ni a los instrumentos de precisión ni a la salud de la investigadora.

Además de ser dos veces ganadora del Premio Nobel (el primero, en Física, en 1903 junto con su marido Pierre Curie y el segundo, en Química, en 1911) Marie fue la primera mujer en dar clases en la Universidad de la Sorbona. También su hija, Irene Curie, quien desarrolló las mismas disciplinas que su madre, fue laureada con el Premio Nobel.

IneditadaS en Varsovia. La casa de Marie Curie.

La vida de Marie Curie siempre estuvo conectada entre Varsovia y París. Su juventud la pasó en la capital polaca y desde el comienzo de sus estudios en la Sorbona y hasta el fin de sus días vivió en Francia, aunque visitó Varsovia frecuentemente. Pueden verse muchos lugares en la ciudad que traen reminiscencias de su persona. El más importante es el museo en la casa donde nació y el Instituto de Oncología Marie Curie.

La casa que se ve en el video es el único museo biográfico de Marie en el mundo. Los elementos más llamativos en la exhibición son los artículos personales como su ropa, un pequeño elefante que le regalara Herbert Hoover, el presidente de Estados Unidos y una cartera de cuero en la cual la Alianza de Mujeres Polacas de América le diera dinero para abrir el instituto de radiología, hoy en día Instituto de Oncología de Polonia.

Dentro del museo también hay réplicas del equipamiento del laboratorio y recipientes que ella y su marido usaban. Además, hay colecciones de momentos de la familia de la científica.

[box]Una vez realizados los descubrimientos del Radio y del Polonio, el matrimonio Curie no dudó ni un momento cuando científicos estadounidenses le solicitaron esta información tan valiosa. Entre patentar el estudio u ofrecerlo abiertamente a la comunidad científica a fin de ayudar a la humanidad, ambos coincidieron en la segunda opción. [/box]

De esta manera, el radio se convierte en un aliado del hombre en su lucha contra el cáncer.

En julio de 1934, Marie Curie muere en Francia, a causa de una leucemia, probablemente debido a las radiaciones a las que estuvo expuesta en sus trabajos, y cuyos nocivos efectos no eran conocidos todavía.

Toda una vida dedicada al incondicional amor por la ciencia y la ayuda desinteresada hacia los demás. Científica, madre e increíble persona. Papeles que Marie Curie supo combinar magistralmente.

Por Rosario Spina

 

Comentarios

  1. me encanta vuestra propuesta!

    1. ineditadas dice:

      Gracias Tini! Una alegría que pases por nuestra revista!