Una vida activa (ejercicio físico saludable), acarrea muchísimos beneficios: ¿Qué debemos saber sobre ellos y qué hay en cuanto a los demás motores que hacen a nuestra vida más sana?

Por Laura Maidana.

Vida activa

Sabemos, además, que la nutrición es muy importante. Elegir bien los alimentos y consumir los más saludables, con menos grasas y más propiedades nutricionales, aportará notablemente a nuestra salud y el bienestar de nuestro cuerpo y nuestra mente.

Los afectos, ¿son parte de una vida saludable?

¡La mente y el cuerpo como una alianza verdadera y muy unida! Nos alimentamos de afuera hacia adentro, ¿pero solo de alimentos? ¿Nos nutrimos de afectos? ¿Cómo? ¿Cuándo? ¿Tenemos tiempo de reloj para ello?

Está demostrado que si uno es muy optimista frente a la vida, seguramente vivirá mejor y su longevidad aumentará.

Contactarse con los afectos y hacer actividad física además de llevar una nutrición sana redundará en una vida activa y una vejez tardía.

Entonces, completamos nuestra “pirámide”…

Afectos

Buen humor

Optimismo

Nutrición saludable

Actividad física

Citando a  Deepak Chopra, el proceso de envejecimiento puede ser revertido siguiendo una serie de indicaciones y cambiando los patrones mentales tradicionales. Cuando una persona aprende a ver la vida y el tiempo como un todo, empieza a comprender el motivo de su existencia, y comienza a prestar atención a lo verdaderamente esencial e importante.

¡Comenzamos el 2014 con esta propuesta!