Siempre necesitamos un poco de renovación.

Mirarnos nuevamente y ver quiénes somos hoy, qué cuerpo es el nuestro ahora, qué trabajo hacemos, qué colores nos gustan, qué tenemos que dejar ir y que podemos incorporar.

Por Claudia Lombardi / Asesora de imagen.

renovarse

Renovarse es ser valiente, es no temer al cambio, a la opinión del otro y animarnos a más, a cosas nuevas.

Siempre podemos cambiar, transformarnos y, al mismo tiempo, seguir siendo nosotras mismas. El cambio no tiene que ser de afuera hacia adentro, ese es “el gran tip”, el cambio nace en vos.

Y ahora que llega la nueva temporada, puede ser una muy buena oportunidad. Seguro vamos a recibir un montón de información sobre aquello que se va a usar y aquello que “ya fue”, pero a la hora de elegir recordá siempre que tenes que ser fiel a tus gustos, a la comodidad, al mensaje que querés dar a través de tu apariencia. Amigate con el espejo, mirate más y empezá a ver lo positivo que tenes.

La consigna es simple: ser feliz con tu imagen personal , gustarte, amigarte, jugar, cambiar a elegir los Si y los No teniendo en cuenta quién sos y quién querés ser.

Y cuando tengas bien presentes todos esos detalles de tu belleza interior, leé estos consejos que te dejamos para verte mejor por fuera también:

-Animate a los colores nuevos. La monocromía te hace ver más delgada, pero no abuses de los colores oscuros, te hacen ver triste y oscura.

-Animate a elegir accesorios más llamativos y originales que destaquen tu rostro, tus manos y tus pies.

-Jugate en la elección de tu próximo calzado.

-Probá un maquillaje distinto, iluminá tu rostro, e incursioná en una nueva paleta de colores.

-Ocúpate de tu cabello, renova tu corte, tu color. Una inversión muy productiva es ir a un profesional en el cuál confies y te animes a recrear tu look.

-Acepta cuerpo y edad

-¡Sonreí siempre!